09/23/2020

INICIADOS EN LOS GRADOS FILOSOFICOS MASONES CUBANOS

Anuncios

IPH. Activos y Supernumerarios

Masones Escocistas en Grado y Jerarquías.

Después de varios meses de trabajos, estudios y preparación el pasado domingo día 30 de Junio se efectuó la Ceremonia de Conferimiento de los Grados del 4, 9 y 14 a 11 Maestros Masones, 9 de ellos de la Isla de la Juventud, donde el Team de Ceremonias realizo además de la ceremonia una magistral sesión de instrucción que considero útil y necesaria a todos.

Esta ceremonia fue auspiciada por el Capitulo Antonio de la Piedra # 76, cuerpo responsable de organizar en la Isla de la Juventud una filial que permita que los M.M de la Isla de la Juventud puedan superarse filosóficamente adquiriendo los grados del 4 al 14 y posteriormente del 15 al 18; esta idea llevaba años paseando por la mente de los hermanos, pero cuando no era por un asunto u otro, nunca llego a materializarse, ya hoy es una realidad, espero que el esfuerzo realizado por todos los involucrados no sea en vano.

Estuvieron presentes el IPH. Adalberto C. González Hernández 33º, Teniente Gran Comendador, IPH. Leonardo Hernández Viamontes 33º, Gran Ministro de Estado, IPH. Asdrúbal Pagés Manals 33º, Delegado Provincial de La Habana, y los GIG. Lazaro Palancar Peraza 33º, GIG. Gustavo Buelga Rivero 33º, GIG. Guido Alfonso 33º y GIG. Eduardo Estrada Rondon 33º en representación del Supremo Consejo, y el SVP. Renato Cesar Torres 32º, Ilustre Comendador en Jefe del Consistorio Santiago # 1 y el SVP. Pedro Luis Valdés Perez 32º, Tres Veces Poderoso Gran Maestro, lamentamos profundamente la ausencia del GIG. Humberto Hernández Almeida 33º, único representante del Supremo Consejo en ese Municipio Especial.

La sesión resulto además de instructiva, una prueba de lo que se puede lograr cuando se mira hacia el mismo lugar, es del conocimiento de la población masónica escocesa los esfuerzos que se hacen para lograr una mejor forma de trabajo, que las ceremonias de Conferimiento de grados vayan acompañadas del mayor simbolismo posible y además de una trasmisión directa de la espiritualidad que llevan implícitas  para que el recién exaltado se lleve todo lo que cada grado encierra, y no seria una idea equivocada que las ceremonias de imposición de grados se realizaran de esta forma, uniendo inclusive miembros de distintos cuerpos, bajo la dirección rotativa de cada cuerpo y de esa forma pudiéramos aprovechar mejor el tiempo, usándolo en sesiones de instrucción en todas las ramas del saber posible, brindando con ello la oportunidad que la Comisión de docencia en sus tres cátedras pudiera realizar el trabajo deseado.

La masonería de estos tiempos necesita de hombres que trabajen y demuestren sus conocimientos compartiéndolos con los demás, y esa constancia permitirá su ascenso dentro de la fraternidad, no será la amistad, el compromiso personal o la simpatía, las que logren esos objetivos.

Fraternalmente;

IPH. Lázaro F. Cuesta Valdés 33º

Soberano Gran Comendador