09/23/2020

SE BUSCA UN VENERABLE MAESTRO.

Anuncios

No es preciso que sea perfecto, pero que no sea mediocre.  No es preciso que sea Grado 33; basta que sea Maestro Masón. Sí es preciso que quiera aprender y tenga una inmensa vocación por enseñar, principalmente por sus ejemplos.

No es preciso que sea un elocuente tribuno, pero debe ser capaz de hablar, callar y actuar lo justo en el momento justo. Es preciso que sepa sonreír, pero no tener vergüenza de llorar por la infelicidad y el dolor ajenos.

Debe conocer y reconocer sus limitaciones y hacer lo posible para superarlas.

Se busca un venerable… con disposición indomable para combatir sin tregua el vicio, la corrupción, el crimen, el lucro fácil y sus propias ambiciones personales.

Que se lo encuentre siempre al lado de los enfermos, los débiles y los hambrientos de paz y justicia. Que respete a su prójimo independientemente de color, posición social, credo o ideología política. Que respete y preserve la naturaleza y los animales.

Se busca un Venerable… para amparar y escuchar a sus hermanos, guardando como secreto de confesión sus flaquezas, pero destacando todas sus virtudes. Debe conocer profundamente la Liturgia y el Ritual, combatir el oscurantismo, la intolerancia, el fanatismo, las supersticiones y los errores.

Se busca un venerable… que no cierre los trabajos con «Un Golpe de Mallete».  Que haga Honras Fúnebres para los hermanos que partan al Oriente Eterno, que haga adopción de Lubetones y Tenidas Blancas, con presencia de profanos, para difundir el ideal masónico.

Que respete las soberanas decisiones de la Logia y de las altas autoridades Masónicas.

Debe saber perdonar y saber pedir perdón.

Seguiremos buscándolo hasta que lo encontremos.

DEBE  SER  UN  MASON  OCUPADO  Y  PREOCUPADO POR  LA  INSTITUCIÓN  MASÓNICA.

El mundo está abandonado a la fuerza, a la mentira a la astucia, al odio, o la intriga y al fraude.  No es de extrañar, desde el momento que se ha cultivado la inteligencia sin el control de la moral, del deber, de la justicia y del sentimiento religioso, mecanizándose la espiritualidad del humano ser.

Sin un poder espiritual la catástrofe es inevitable.  No es posible una convivencia del género humano, ni de naciones. Sin una coexistencia moral.  El deber no es una palabra vana y vacía de sentido.  El deber es el freno de la conciencia tanto individual como colectiva y sin deber no hay moral ni derecho.  Cuando se tiene un derecho es que hay un deber a cumplir. Si el deber no se anticipa el derecho no nace.  En la aplicación de la justicia el deber se cumple no se calcula.  ¿Qué la política tiene razones que mandan?  Los Estados tienen derechos que imponen.  No importa “que yo no pueda” es que “no debo”.  Si en el orden religioso, se ha de amar a Dios sobre todas las cosas, en el orden  moral se ha de amar al prójimo como a nosotros mismos.  La inteligencia que no va a la conciencia es fuerza desviada.  Cuando se atenta contra el derecho de un pueblo, el derecho de todos los pueblos peligra.

F r a t e r n a l m e n t e .

Roberto  Gómez  Anza.

«LA  PROSPERIDAD  HACE  AMISTADES,

LA  ADVERSIDAD  LAS  PRUEBA»

Anónimo.

Un pensamiento en “SE BUSCA UN VENERABLE MAESTRO.

Los comentarios están cerrados.