09/25/2020

ACCIDENTES DEL TRÁNSITO EN ASCENSO.

Anuncios

Aimée Cabrera.

Las condiciones viales en la capital son funestas. Los grandes baches aparecen en calles y avenidas de gran tráfico, los choferes tratan de esquivarlos y, para hacerlo no están al tanto de si hay peatones cerca. Otros están desesperados porque el semáforo encienda la luz verde, no hay tiempo que perder y el vehículo se encima a quienes no pudieron pasar veloces.

Están también los que conducen rápido y cambian de senda como si fueran los únicos; los que manejan contrario o los que no respetan las señales como la del “Pare”. La calle se hace un caos para todos. Escasean los semáforos y los policías del tránsito, las estadísticas lo confirman.

Basta tratar de cruzar en la esquina de 23 y P en la Rampa capitalina para ver el desespero de quienes no saben cómo hacerlo. Los vehículos bajan y suben a velocidad por 23 y, de la parte trasera del Ministerio del Trabajo y Seguridad Social y del Hotel Nacional salen y entran otros, además de que los que suben por 23 pueden pasar a P; esta zona es muy céntrica ya que está cerca de paradas de ómnibus, centros laborales y círculos infantiles, casi siempre, los que caminan tienen que apurarse o correr.

En el 2013 mil 272 accidentes provocaron el fallecimiento de 162  personas  y heridas a mil 155 debido a negligencias peatonales. Además ocurrieron otros mil 664 accidentes en los que murieron 225 personas y fueron lesionadas mil 557. Por otras violaciones sucedieron 269 accidentes con 27 pérdidas de vidas humanas y 260 lesionados.

No siempre son los peatones los culpables. Manejar con exceso de velocidad y hacerlo de manera indebida en zonas de peligro son la causa de otras muertes y lesiones. El lunes 17 de febrero a las 7:00 am un camión que transitaba a unos 8 kilómetros de Guisa, en la provincia Granma perdió el control cuando bajaba por una pendiente.

Llevaba exceso de pasajeros. El ayudante del chofer de solo 17 años perdió la vida, mientras que 60 personas quedaron lesionadas, entre las que había mujeres embarazadas y niños. De ellos quedaron ingresados diez: uno reportado de grave y otros nueve de cuidado, todos hospitalizados en el clínico-quirúrgico Carlos Manuel de Céspedes.

La Comisión Nacional de Seguridad Vial plantea que urge aplicar medidas preventivas en varias provincias. Santiago de Cuba, Matanzas, Cienfuegos y Camagüey tienen cifras mayores de accidentes ocurridos durante la transportación de personas en áreas rurales, con más de 300 víctimas.

Solo en Santiago de Cuba el número de accidentes fue de 778, en los que murieron 61 personas y  fueron lesionadas 1  041. La tasa de accidentes a nivel nacional es  de 6 fallecidos por cada cien mil habitantes. Estas negligencias aumentan  a pesar de los esfuerzos por erradicarlas. La divulgación debiera rescatar programas televisivos donde se muestren todos estos acontecimientos que causan luto y secuelas irreparables.

Fuentes consultadas.

Vidas que se esfuman entre el rojo y el verde, Ana María Domínguez Cruz, Juventud Rebelde, 21 de febrero de 2014, P. 8.

Accidente en la Sierra Maestra provoca un fallecido y 60 lesionados, Dilbert Reyes Rodríguez, Granma, 18 de febrero de 2014, P.2.

Permanecen hospitalizados  diez de los lesionados en accidente de Guisa, Dilbert Reyes Rodríguez, Granma, 19 de febrero de 2014, P.2.

Urge aplicar medidas para cumplir Código de Seguridad Vial, María Antonia Medina Téllez, Granma, 20 de febrero de 2014, P.8.