LA MUJER CUBANA EN SU DEVENIR DIARIO.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Aimée Cabrera.

Los momentos que vive la población cubana son de total incertidumbre, se escuchan las conjeturas por parte de quienes se reúnen en círculos muy íntimos para opinar sobre el presente y el futuro de la Isla.

Mientras un grupo de hombres hacen sus comentarios al final de cualquier programa deportivo de preferencia, compartiendo el ron o la cerveza que aviva su estado de frustración, las esposas escuchan en silencio.

Muchas están hartas de oír frases que ensalzan las maravillas de la patria  cuando la vida a su alrededor  es cada vez más agobiante. la mujer cubana   es el centro de la casa. Ella está al tanto de todos los detalles, aunque no se sienta estimulada por el resto de la familia.

” Soy padre y madre porque mi marido se fue (de Cuba) y ayuda cuando puede o se acuerda. Tengo que atender a mi suegra y a mis padres: los tres jubilados. Mis hijos estudian en la universidad. Las chequeras (jubilaciones) y el sueldo mío no dan para los seis. Mi vida  es un estrés las 24 horas”, afirma una trabajadora capitalina.

Otras, como las desvinculadas laborales que por su edad  reciben ayuda de  Asistencia Social, no saben qué hacer para sobrevivir en el mes. ” Entre las dos chequeras mi esposo y yo cobramos $440.00 pesos (menos de $20 CUC). Yo vendo cigarro, café, lo que aparezca; él vende periódicos y nos entra algo para el diario pero muy poco: no alcanza”, expresa una anciana que vive en el municipio capitalino de  Plaza.

Dos jóvenes desvinculadas del estudio y el  trabajo, visten diseños de moda y hacen fotos a las obras que por la Bienal, se encuentran diseminadas por el Malecón habanero. Una de las dos conversa mientras la otra hace un gesto de acierto.

” Nosotras terminamos un técnico medio pero después no había plaza. Aquí no vale la pena trabajar, para qué, qué me puedo comprar con lo que pagan; otros que sí están trabajando y estudiamos juntos se quejan, mucho trabajo para lo que ganan”.

“Y de cuentapropista ni hablar, porque si el negocio no es tuyo, te pagan un poco más (que el Estado) pero no es lo máximo. Gracias a Dios tenemos familia fuera (en el exterior) y nos ayudan. Hay que irse de aquí, cualquier lugar es mejor que Cuba; a ver si tenemos suerte ahora en la Bienal”, resume la chica esbelta que se niega como las anteriores a identificarse.

En estos momentos, son muchas las cubanas  que opinan que tener la casa arreglada y pintada o,  vestirse a la moda es un lujo; pero comer es una necesidad fisiológica y para lograrla es cada vez más difícil.

A la vez que tantas mujeres tratan de sobrevivir en las condiciones nada estables que existen en la Cuba actual, una acción tan importante como cocinar cambia para muchas de ellas al denominarla “inventar”.

Los altos precios de los alimentos, la mala calidad de algunos y el desabastecimiento que impera tanto en tiendas como en agro mercados crean un desafío para las mujeres, sean o no trabajadoras.

Las publicidades radiales y televisivas están enfocadas entre otros objetivos, a enseñar a la familia cubana buenos hábitos de alimentación con vistas a mejorar la calidad de vida del ciudadano común para evitar enfermedades como la obesidad, la diabetes o la hipertensión, entre otros padecimientos.

Sin embargo, la cubana no tiene solución, por el momento, para tener en sus manos las posibilidades que les permitan dejar de mirar al techo con la incógnita de qué cocinará para satisfacer a su familia, como si de lo alto  le fuera a caer  una barita mágica.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .