Lamasiel Gutierrez Romero

El preso político cubano  Wilmam  Villar Mendoza en huelga de hambre desde hacía más de 50 días murió a las 18. 45 de este jueves en el hospital Juan Bruno Sayas de Santiago de Cuba.

La Seguridad del Estado no permitió a la esposa del opositor fallecido ver su cuerpo, solo dejaron verlo  a su madre.

El hospital Juan Bruno Zayas está rodeado por un gran cordón militar y varios protestantes han sido detenidos.

Anteriormente la Policía Política había amenazado al disidente de encarcelarlo si continuaba  con sus actividades políticas  y en protestas públicas en las calles de contramaestre. Y si no abandonaba la organización de derechos humanos,´´ Unión Patriótica de Cuba´´UNPACU.

Muchas veces y debido a sus protestas  donde exigía el  fin de las violaciones de los derechos humanos en su país   fue salvajemente  golpeado   por gendarmes de la Seguridad del Estado.

El 24 de noviembre del año 2010 el activista fue condenado a  cuatro  años y medios por los supuestos delitos de desacato, resistencia y atentado.

Desde ese mismo momento se declara en huelga de hambre que hubo de abandonar el 25 de diciembre para volverlo a retomar en enero  de este año  hasta su muerte.

En el proceso de huelga enfermo de neumonía, los guardias penitenciarios  de la prisión de Aguadores se negaron a prestarle atención médica especializada y fue confinado en una celda tapiada en condiciones infrahumanas .

En todo el tiempo que duro la huelga de hambre de Wilmam   su esposa, fue  chantajeada   por oficiales de la Seguridad del Estado que le propusieron soltar a su esposo si  abandonaba la organización Damas De Blanco  como ella se negó entonces la amenazaron  con quitarle sus hijos si continuaba en sus actividades con las damas.

Blogueros y tuiteros oficialistas calificaron la muerte de Wilmam  como suicidio y lo llamaron delincuente que jugo a la ruleta rusa y perdió.

Por otra parte la  Disidencia cubana acusa al régimen comunista de asesinar premeditadamente a este luchador por los derechos humanos de los cubanos.

Berta Soler  líder de las Damas de Blanco califico esta muerte de  cobardía del régimen cubano que pretende perpetuarse en el poder por cualquier medio a su alcance.

José Daniel Ferrer García  líder de la UNPACU    expresa  que esta muerte es otro nuevo crimen  de la tiranía  al estilo de la de Orlando Zapata Tamayo.

Wilmam dejo huérfanos a dos pequeñas hijas  de 5 y 7 años

Fuente: Cubana en Alemania, http://cubapraga.com/?p=441