Un poema de Félix Luis Viera

Nota: Cada lunes la poesía de Félix Luis Viera. Puedes leer todos sus textos, publicados en el blog, en este enlace. Traducción al italiano de Gordiano Lupi.

Poema 68  de La patria es una naranja ( Ediciones 2010, 2011, 2013) (Poesía del exilio)
              68
Peregrino de sí mismo, heraldo
de un mensaje que se lleva a sí mismo
y que tal vez nunca habrá de llegar.
Su distancia siempre habrá que multiplicarla por dos.
Entre la espada y la pared
entre la lágrima y la pared
entre la lágrima y la espada
entre la lágrima y la espada y la pared
entre la espada que está entre la espada y la pared
viaja Rafael de un punto a otro de un viaje que no termina
que no termina
que no termina
todo el asfalto oscuro de la interminable ciudad de México
reconoce sus pasos,
el escaso brillo del gris de los atardeceres
se reclina para saludarlo diariamente
en su itinerar hacia sus pequeños países
  que suelen
escapar de sus manos como dunas
su viaje hacia la ida es su viaje hacia el regreso
y viceversa,
el esmog le muerde el asma,
el alma.
En la patria fue vencedor de 8 generales
y fue vencido por 150 generales,
quemó algunas Asambleas, amenazó al futuro,
fue un hijo del pueblo que
                                                   por momentos
tal parecía que quisiese quedar huérfano.
Algunos adalides de la patria lo acusaron
de ser una especie de Hermes bocón, casi altanero,
lo acusaron de ser otra fruta “inmadura de estos nuevos tiempos”,
le ofrecieron cuatro domos por su cerviz
y le dieron cuatro diplomas el día que supo callar cuatro veces lo que había dicho mil.
Él también vio un día que la patria era una naranja
donde abrevaban, luego de planear toda la logística,
el Tirano y sus generales y ministros.
Él tampoco tuvo nunca una pecera
que tuviese imitaciones de miniaturizadas rocas en el fondo.
Él también fue pobre.
Él fue de “abajo”
como el público que mira a los equilibristas
mientras, arriba, los equilibristas mandaban a los hombres a morir
por su bandera
por la que –ya ha sido dicho– nunca mueren los equilibristas
(quienes al fin y al cabo son los dueños de la bandera por la que mandan a morir).
En la inabarcable ciudad de México, Rafael
ha visto cierto candil que hace más agradable la mañana, es el candil
que los propios hombres prenden cuando no tienen más que huir hacia delante porque atrás dejaron el yerro de una montaña incendiada
un valle incendiado
un río incendiado
un océano incendiado
a los que ya no podrán tramontar nunca más.
Su estirpe
es la del optimista:
observa el andar del vagabundo
esperando que de sus zapatos caiga el rubí.
1998
           68
Nomade di se stesso, araldo
di un messaggio che non ha destinatari
e che forse mai riuscirà ad arrivare.
La sua distanza sempre dovrà essere moltiplicata per due.
Tra la spada e la parete
tra la lacrima e la parete
tra la lacrima e la spada
tra la lacrima e la spada e la parete
tra la spada che si trova tra la spada e la parete
viaggia Rafael da un punto all’altro di un viaggio che non finisce
che non finisce
che non finisce
tutto l’asfalto oscuro dell’interminabile Città del Messico
riconosce i suoi passi,
la scarsa lentezza del grigio dei tramonti
si adagia per salutarlo quotidianamente
nel suo itinerario verso i suoi piccoli paesi
  che sono soliti
sfuggire dalle sue mani come dune
il suo viaggio verso l’andata è il suo viaggio verso il ritorno
e viceversa,
lo smog gli morde l’asma,
l’anima.
Nella patria fu vincitore di otto generali
e fu vinto da 150 generali,
infiammò alcune Assemblee, minacciò il futuro,
fu un figlio del popolo che
                                                  in certi momenti
sembrava proprio che volesse restare orfano.
Alcuni condottieri della patria lo accusarono
di essere una specie di Hermes menzognero, quasi altero,
lo accusarono di essere altra frutta “immatura di questi nuovi tempi”,
gli offrirono quattro altari per la sua regione cervicale
e gli dettero quattro diplomi il giorno che seppe tacere per quattro volte
le stesse cose che aveva detto mille.
Anche lui vide un giorno che la patria era un’arancia
dove si abbeveravano, dopo aver pianificato tutta la logistica,
il Tiranno e i suoi generali e ministri.
Neppure lui ebbe mai un acquario
con rocce imitate in miniature sul fondo.
Anche lui fu povero.
Lui fu del “popolo basso”
come il pubblico che guarda gli equilibristi
mentre, in alto, gli equilibristi mandavano gli uomini a morire
per la loro bandiera
per la quale – già è stato detto – non muoiono mai gli equilibristi
(che in ogni caso sono i padroni della bandiera in nome della quale mandano a morire) .
Nell’infinita Città del Messico, Rafael
ha visto una sicura lucerna che rende più gradevole il mattino, è la lucerna
che gli stessi uomini afferrano quando non possono più fuggire in avanti
perché dietro lasciarono l’errore d’una montagna incendiata
una valle incendiata
un fiume incendiato
un oceano incendiato
a coloro che adesso non potranno tramontare mai più.
La sua stirpe
è quella dell’ottimista:
osserva il cammino del vagabondo
sperando che dalle sue scarpe cada il rubino.
1998
————————————
Félix Luis Viera, poeta, cuentista y novelista, nació en Santa Clara, Cuba, el 19 de agosto de 1945. Ha publicado siete poemarios; tres libros de cuento; cuatro novelas y una noveleta.
Entre los premios que recibiera en su país natal, se cuentan el David de Poesía, en 1976; el Premio Nacional de Novela, en 1987, por Con tu vestido blanco, que recibiera al año siguiente el Premio de la Crítica, galardón que ya le había sido otorgado a este autor, en 1983, por su libro de cuento En el nombre del hijo.
Su poemario La patria es una naranja, que aborda el tema del exilio a la par que incursiona en la realidad mexicana, ha tenido una buena acogida de crítica y público y recibió en Italia el Premio Latina in Versi en 2013.
Es ciudadano mexicano por naturalización. Reside en Miami.

———————————————-
Gordiano Lupi, periodista, escritor y traductor, nació en Piombino, Italia, en 1960. Fundador, en 1999, junto con Maurizio y Andrea Maggioni Panerini de la editorial La Gaceta Literaria, ha traducido del español a varios autores cubanos, como Alejandro Torreguitart Ruiz, Guillermo Cabrera Infante, Félix Luis Viera y Virgilio Piñera, entre otros. Cuenta en su haber con una amplio trabajo sobre figuras del cine, entre ellas Federico Fellini, Joe D´Amato y Enzo G. Castellari. Ha publicado más de una decena de libros que abarcan diversos géneros, como Nero tropicale, Cuba magica, Orrore, ertorismo e ponorgrafia secondo Joe d´Aamto y Fidel Castro – biografia non autorizzata.  Gordiano Lupi es un luchador por la democracia para Cuba y un promotor de las artes y la cultura de la Isla.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s