MASONERÍA EXILIADA EN TIEMPOS DE CAMBIO

Gustavo Pardo Valdés 33

Resultado de imagen para foto gran logia de cuba en el exterior
Imagen tomada de https://www.google.com/

No es un secreto que estamos siendo testigos de un cambio de fondo toda la escala de actividades y dimensiones que avala el desarrollo de la sociedad actual, proceso éste que genera una profunda sensación de incertidumbre ante el derrumbe de la zona de confort (lo acostumbrado o lo  tradicional). La Institución masónica no es ajena a este proceso.

Considerando a la sociedad como una estructura integrada por las instituciones sociales, entre ellas las iglesias, fraternidades y otras ONGs, las cuales constituyen un engranaje en el cual todas las partes se relacionan entre sí, de forma tal que ninguna de ellas puede actuar, sin influir al resto del sistema.

Exactamente, esta es la razón por la cual la Institución Masónica se encuentra sometida a fuertes presiones que están determinando la urgencia de estudiar y asimilar nuevos métodos para interrelacionarse con el entorno social que le sirve de sustento.

Nos encontramos ante una época de cambios, entre los cuales podemos citar:

  1. tecnológicos
  2. económico-productivo
  3. de valores familiares y sociales
  4. ideológicos producidos por el conflicto social
  5. ecológicos

Conocemos la importancia de la incidencia de los factores antes mencionados sobre el comportamiento de las distintas estructuras económicas, políticas y sociales establecidas en cada país; así como las indiscutibles transformaciones que estos cambios están generando en el comportamiento manifestado por los individuos.

Considerando que los afiliados a nuestra Institución, son parte y están inmersos en esta dinámica; dichos cambios afectan de forma directa el desarrollo y la estabilidad de las instituciones. Ello hace patente la necesidad de generar una agenda que propicie la adaptación de nuestra Institución (y de otras) a las nuevas necesidades socio-económicas creadas por las antes citadas transformaciones.

La pregunta es: ¿Cómo afrontar los nuevos problemas y  reorientar la trayectoria institucional sin perder el sentido de la Tradición?

Ante todo, es preciso adoptar la prudencia como instrumento de trabajo analítico antes de determinar la implementación de los cambios necesarios en la actuación interna (esotérica) y externa (exotérica) que ha de efectuar la Institución; sin perder el sentido y valores implícitos en sus Tradiciones.

¿Cómo hacerlo? En primer término, es preciso considerar que la Institución es una sociedad conformada por todos sus afiliados, los cuales son seres “libres y de buenas costumbres”,  poseedores de su propia personalidad y razonamiento; es decir, es necesario tomar en cuenta la opinión de sus miembros.

Resultado de imagen para foto gran logia de cuba en el exterior
Imagen tomada de https://www.google.com/

En nuestro caso específico, el primer paso es que el Gran Maestro nombre una Comisión Especial constituida por masones conocedores de:

  1. La estructura, organización de la Gran Logia
  2. La filosofía doctrinal de la Masonería.
  3. De sus usos y costumbres.
  4. Diversidad étnica en el Entorno social
  5. Necesidad e intereses comunitarios
  6. Técnicas de comunicación y tecnología en uso

La antes mencionada Comisión debe centrar sus esfuerzos en:

  1. Confeccionar una encuesta destinada a procurar que todos los afiliados puedan exponer su opinión y sugerir las medidas que a su entender puedan adecuar los trabajos masónicos a las nuevas realidades existentes en la sociedad.
  2. Estudiar las respuestas obtenidas en base a:
  3. La Jurisprudencia Masónica general
  4. El Orden del Día de las sesiones
  5. El estudio del contenido de las Liturgias, de los símbolos y los rituales masónicos
  6. Recome mentar las medidas a implementar.

Es de destacar que la logia Comandante Osvaldo Ramírez García No. 3, se encuentra implementando un programa para el análisis de la problemática que confronta la Masonería exiliada. Dicho proyecto consta de tres fases:

  1. De dónde venimos, ya efectuado, en el cual prestigiosos hermanos dejaron en claro nuestro origen absolutamente regular.
  2. Donde estamos, sesión a efectuarse a las 8:00 PM del próximo 21 de junio de 2018, en el Templo de la Gran Logia Unida de las Antillas, sito en el 1883 SW 1 Street. Miami. Florida. 33135; oportunidad en la cual se estudiará la problemática que confrontan las Obediencias Masónicas en el Sur de la Florida.
  3. Hacia dónde vamos, ultima de esta seria, destinada al análisis de las estrategias necesarias para garantizar la continuidad y desarrollo de la Masonería de habla hispana en nuestras Obediencias.
Anuncios

Autor: gustavo1941

Ex preso politico cubano, refugiado en EE UU. Presidente de la Academioa Cubana de Altos Estudios Masonicos de la Gran Logia de Cuba de AL y AM (2005 a 2011); Gran Canciller Secretario General del Supremo Consejo del grado 33 para la Republica de Cuba del REAYA(2005-2008). Autor y conferencista.