el enésimo fracaso de Rajoy

Intereconomia Corporación SA

El Gobierno concluye la aplicación del artículo 155 sin haber solucionado ninguno de los males que asolan Cataluña.
“Seguiremos vigilando”. Estas palabras de Mariano Rajoy ilustran la realidad en la que vive el Partido Popular, que parece completamente ajeno a lo que ha ocurrido en Cataluña en los últimos tiempos y a las intenciones de Quim Torra tras ser investido presidente de la Generalitat.
Torra ya ha dejado claro que no está dispuesto a cumplir la ley: “No acataré la Constitución”, aseguró en una reciente entrevista. Desde SOS Racismo han calificado de “peligroso, irresponsable e inaceptable” y “basado en prejuicios” el discurso del presidente catalán.
El Gobierno, con el apoyo del socialista Pedro Sánchez, concluye la aplicación del artículo 155 sin haber solucionado ninguno de los males que asolan la comunidad autónoma. Más bien al contrario. Rajoy, con Soraya Sáenz de Santamaría como brazo ejecutor en Cataluña, no ha sabido tomar las riendas de las instituciones autonómicas y los secesionistas han controlado en todo momento la situación.
TV3, terminal mediática del separatismo que no fue intervenida por petición expresa de Sánchez, continúa escupiendo su odio contra los españoles e incluso asesinos etarras han encontrado cobijo en la redacción de una televisión financiada con el dinero de todos los catalanes.
El bochorno nacional sólo ha sido superado por el que ha tenido lugar en la esfera internacional. Casi una decena de dirigentes independentistas, con Carles Puigdemont a la cabeza, han paseado por toda Europa vendiendo las lindezas del ‘procés’ y denunciando la escasa calidad democrática de nuestro país. El silencio ha sido la única respuesta de un Gobierno que ha demostrado no estar a la altura de uno de los desafíos más importantes de nuestra historia.
Ciudadanos y VOX han sido los dos únicos partidos que se han puesto de cara frente al desafío secesionista. La formación presidida por Santiago Abascal ha exigido a Rajoy que continúe el camino de Alemania e ilegalice a ERC, JuntsxCAT y la CUP por “comprometer la unidad de España”.
Rajoy situó a Cataluña en el centro de sus prioridades en 2011 y colocó a la vicepresidenta del Gobierno al frente del equipo que debía tratar con los líderes separatistas. Sin embargo, los populares no aprovecharon su mayoría absoluta y el asunto catalán quedó a un lado en un Ejecutivo únicamente centrado en la tan traída “recuperación económica”.
“Patriotismo es cuando el amor por tu propio pueblo es lo primero; nacionalismo, cuando el odio por los demás pueblos es lo primero”. Estas palabras del francés Charles de Gaulle evidencian la realidad de un proceso independentista basado única y exclusivamente en la aversión a España y que ha gozado de la absoluta complacencia de los sucesivos gobiernos. De aquellos polvos, estos lodos.
Arturo García,
responsable de portada de La Gaceta
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.