El temor a que nuestra vivienda sea asaltada por ladrones sigue creciendo en el consciente colectivo. El aumento de la precariedad laboral, del paro, tiene su reflejo en la inseguridad ciudadana y en el cada vez mayor número de personas que, o bien tiene que robar para alimentar a los suyos y salir adelante o bien aprovechan la coyuntura para usar las malas artes de los robos y utilizan la crisis económica como excusa.

La realidad es que el número de robos a la propiedad privada no deja de aumentar, el número de asaltos en viviendas en una región tan importante como Cataluña supera los 26.500 robos con fuerza en domicilios.

Qué hacer para evitar un robo en tu domicilio

Nunca sabemos cuándo van a cometer un robo en tu vivienda, por lo que entendemos que la prevención ante este tipo de asalto es la única medida que podemos tomar, y para ello existen algunos consejos que es conveniente conocer y poner en práctica.

Asegúrate de que desde el exterior la casa parezca ocupada, procura mantener el buzón siempre limpio, abrir y cerrar persianas y ventanas con asiduidad, encender y apagar luces, televisión y radio. Si vas a salir durante un tiempo dejando la casa vacía, deja la persiana entreabierta, pídele a un vecino que realice estas funciones y coloca temporizadores que enciendan y apaguen luces y equipos automáticamente.

Aumenta la seguridad de tus puertas y ventanas, con una cerradura invisible, pues son las más recomendadas para evitar robos en viviendas, concretamente la cerradura int-lock que se reseña tras el enlace está considerada ultra segura e inviolable, además de no necesitar mantenimiento alguno y de ser muy sencilla su instalación.

También puedes colocar cerrojos transversales, mirillas en las puertas, e incluso colocar un sistema audiovisual para garantizar la visualización de los ladrones o algún sistema de alarmas que, como medio disuasorio, es el más efectivo de todos. En las ventanas es importante colocar barras sin importar la altura de estas, pues el acceso en muchas ocasiones puede propiciarse desde pisos cercanos.

Cómo actuar durante un asalto a la vivienda

Si al llegar a casa sospechas que pueda haber intrusos en el interior, lo mejor es no entrar, quedarte en la calle vigilando la puerta y llamar rápidamente a la policía.Si estás en el interior de la casa en el momento en el que el ladrón hace su incursión, lo que se aconseja es no enfrentarse a él, pues este no dudará en usar la violencia o podría incluso utilizarte de rehén.

Se podría hacer ruido para que el ladrón se percate de tu presencia y huya o bien cerrar la habitación donde te encuentras y esconderte sin hacer ruido, no sin antes llamar a la policía, si fuera posible, a los números 091 de la policía, 062 de la Guardia Civil o al 112 de emergencias, y esperar a que lleguen.

Si hay confrontación directa con el ladrón, ofrecerle la opción de marcharse, que se lleve lo que considere más valioso y no buscar la pelea directa, ante todo está tu seguridad y la de los tuyos. Si tienes opción, procura que tus protegidos escapen y después huye tú mismo.

Pasos que seguir después del robo en el hogar

Cuando llegues a tu casa y descubras que la han saqueado, no debes tocar absolutamente nada, puede que durante el trabajo policial se descubran huellas o pistas que lleven a la localización de los ladrones.

Haz una lista con todo lo robado o dañado, si tuviste la precaución de apuntar los números de serie de los aparatos eléctricos, será de gran valor para localizarlos con posteridad. Recoge las facturas y documentos de esos objetos y llévalos a la comisaría para realizar la denuncia.

Posteriormente, llama al banco para anular las tarjetas que se hayan sustraído, y ponte en contacto con la compañía aseguradora y con tu despacho jurídico de confianza. Si el robo fue en el interior de tu empresa o local de negocio, un despacho de abogados como nrsabogados.com, los abogados en san luis potosí es lo que necesitas para saber los pasos a seguir en esta situación.

Este bufete se encarga de estos casos en los que la propiedad y posesiones han sido violadas, aunque su especialización se encuentra dentro del ámbito del patrocinio de juicios ordinarios, que son aquellas demandas relativas a los derechos fundamentales, sobre impugnación de acuerdos sociales, demandas en materia de competencia desleal, propiedad industrial, intelectual.

https://supercurioso.com/el-antes-el-durante-y-el-despues-de-un-robo-en-una-vivienda/