Demócratas contra demócratas: las facciones que buscan controlar el partido para luchar contra Donald Trump

El mayor encuentro anual de políticos progresistas en EEUU, ‘NetRoots Nation’, que se realiza desde mediados de semana en Nueva Orleans, es una vitrina de la insurgencia de nuevas caras en la política y el avance de una agenda más radical de izquierda.
Mujeres y de tendencia progresista, las caras que están cambiando la política del Partido Demócrata. Crédito: Univision/ Carlos Chirinos

NUEVA ORLEANS, Louisiana.- Cuando John Fetterman se paró en el podio de NetRoots Nation y se presentó como “un demócrata”, generó algunos tibios aplausos, pero cuando a renglón seguido se describió como “un progresista, un orgulloso progresista”, la audiencia estalló en vítores aprobatorios.

El episodio que protagonizó Fetterman -actual alcalde de Braddock, una pequeña ciudad a las afueras de Pittsburgh, en el oeste de Pennsylvania- ilustra la división dentro del Partido Demócrata y que se refleja en el que se define como el mayor evento anual de las fuerzas progresistas de EEUU.

En la décima edición de NetRoots Nation, que se realiza en Nueva Orleans con la participación de unas 3,000 personas de acuerdo con los organizadores, una insurgencia de izquierda parece dispuesta a tomar el control de partido, en manos de liberales de centro. Son los herederos del movimiento que puso en marcha el senador Bernie Sanders durante la campaña de 2016 en su fallida campaña por obtener la nominación presidencial.

“Falta de moderación no fue el problema. Ya lo intentamos a su manera y perdimos ante un extremista racista”, dijo Cynthia Nixon, la estrella de televisión devenida en candidata a gobernadora de Nueva York que desafía en primarias al actual gobernador, Andrew Cuomo, justo uno de los representantes del sector que ha controlado el partido en las últimas décadas.

A la hora de autodefinirse, la exprotagonista de la serie ‘Sex and the City’ reconoció “estar orgullosa de ser una de las candidatas de lo que describió como “un pequeño pero creciente número de candidatos que se identifica como un socialista demócrata”.

“Si aprendimos algo de los años (de la presidencia de Barack) Obama es que los republicanos nos van a llamar socialistas no importa lo que hagamos, así que deberíamos dárselos de verdad”.

En talleres, conferencias y ponencias que se escuchan en Nueva Orleans se promueven puntos “radicales” como acceso universal a un sistema de salud pública, la eliminación de ICE, educación gratuita y control de rentas.

Aunque son temas básicos de la agenda demócrata, hay algunos puntos que el liderazgo del partido prefiere no tocar abiertamente, por el peligro político al que consideran que se exponen al dar a Trump y los republicanos materiales para alimentar su campaña, como el caso de la eliminación de ICE, que usan para ilustrar cómo los liberales no se preocupan por la seguridad fronteriza.

Por supuesto, aquí muchos asistentes hablan también con esperanza sobre la posibilidad de que en un Congreso eventualmente de mayoría demócrata someterá a Trump a un ‘impeachment’ o juicio político.

La importancia de la representación

En las decenas de conferencias y talleres en el Centro de Convenciones de Nueva Orleans dos temas recurrentes destacan: el todavía doloroso recuerdo de las elecciones de 2016 que trajo al presidente Donald Trump y el fracaso del Partido Demócrata en responder a una agenda de derecha que consideran peligrosa para el futuro de la democracia estadounidense.

“Desafortunadamente la representación que tenemos ahora no representa las experiencias de vida de tanta gente. Y una manera de cambiar eso es postulándose a un cargo, como hice yo”, dijo a Univision Noticias Gina Ortiz-Jones, candidata a representante por el Distrito 23 de Texas, una de esas “nuevas caras” de la política estadounidense, muchas de ellas mujeres y otras provenientes de la comunidad LGBT.

“La representación importa, en buena medida, (para desarrollar políticas) de salud; en dar forma a una política migratoria que refleje nuestros valores y en asegurarnos que la educación pública es fuerte o que tenemos una economía que funciona para todos”, afirma Ortiz-Jones que aspira a uno de los escaños en la Cámara de Representantes que los demócratas confían en arrebatar a los republicanos en noviembre.

En esa mayor cercanía a los electores muchos consideran que radica el éxito de candidatos como Alexandria Ocasio-Cortez en Nueva York, otra “socialista” quien se ha convertido en la estrella del ala progresista del partido al ganarle sorpresivamente a Joe Crowley, jefe del Caucus Demócrataen la Cámara de Representantes y quien controló ese escaño por casi dos décadas.

“Cuando Alexandria Ocasio-Cortez ganó, expandió nuestra idea sobre las posibilidades políticas y qué es lo que puede pasar. Los demócratas dirán que sus distritos azul, porque es demócrata, pero no todos los demócratas son iguales”, aseguró a Univision Noticias Aimee Allison, presidenta de ‘Democracy in Color’, una organización dedicada a la promover la creación de una “nueva mayoría política” en EEUU que sea más incluyente en cuanto a raza y género.

“Ella representa el Bronx y otras áreas, que son mayoritariamente negra y marrón pero que nunca han tenido un miembro en el Congreso negro o marrón representándolos” y asegura que esa experiencia se está viendo en otras partes, como Arizona, Texas, Georgia y Florida.

“Estamos en esta causa de esta inmensa transformación cultural y política, que va unida al cambio poblacional, pero también está unida a un grupo de gente que es la menos representada y la más deshumanizada, que son las mujeres de color”.

Espacio para las minorías

NetRoot Nation se muestra como un espacio que promueve la diversidad y de allí el énfasis en la presencia de nuevas caras en la política, sobre mujeres y miembros de minorías.

Una crítica que se hizo tras la derrota electoral a la plataforma de Hillary Clinton fue que puso mucho énfasis en la diversidad racial y étnica, la llamada “política identitaria” (término que, por cierto, la senadora y posible candidata presidencial para 2020 Kamala Harris dijo durante su participación en el encuentro que es “peyorativo”).

“Así es como debería lucir la democracia”, el título de uno de las ponencias de NetRoots Nation en Nueva Orleans.Crédito: Univision/ Carlos Chirinos

Sin embargo, Aimee Allison asegura que “en 2016 invirtieron cerca de cero en promoción del voto negro” y que la población de origen hispano también ha sido descuidada por los estrategas demócratas.

“La población de origen latino en este país está geográfica y generacionalmente diversaificada. En los 90 o los 80 tenías gente venida de México el suroeste, puertorriqueños en el noreste, tenías cubanos en Florida. Ahora tienes una variedad en todos esos diferentes lugares. Y el Partido Demócrata no ha comprometido el dinero en entender y comunicarse con el diverso electorado latino, o promover suficientes de sus candidatos”.

En uno de los salones del edificio, la mañana del viernes, una docena de activistas debatía qué hacer para actualizar al partido y debatían cómo destacar los puntos débiles que consideran que complica sus perspectivas de triunfo, no solo en elecciones presidenciales y nacionales, sino en niveles más bajos como como escuelas o asambleas locales.

En otra parte del complejo, que en 2005 sirvió de caótico refugio a miles de damnificados del huracán Katrina, otro grupo enseñaba a mujeres aspirantes a participar en política cómo vencer el miedo para dar el paso a ser futuras candidatas.

“Para mí esta es una oportunidad de identificar e incorporar voces que tradicionalmente no han sido parte de la conversación”, asegura Gina Ortiz-Jones evaluando el trabajo que se hace en la convención.

“Siempre me preguntan; ¿te sorprende que haya tantas mujeres postulándose o que haya tantos LGBT postulándose? Y les digo que no, que no se pueden sorprender de que la gente que tiene más que perder estén levantando sus manos y diciendo ‘¿Sabes qué? Yo tengo cosas que decir y voy a postularme’. Creo que eso es lo que estamos viendo”.

El objetivo de muchos es incorporar esas nuevas voces para reactivar lo que se conoce como “la coalición Obama”, la confluencia de votantes progresistas de diferentes razas y sectores sociales que ayudo a elegir dos veces al presidente demócrata, aunque falló en asegurarle el control del Congreso y, por supuesto, no dio el mismo respaldo a Clinton en 2016.

“Trump, eres una desgracia”: los carteles de la masiva protesta contra Donald Trump en Londres

Anuncios

Autor: gustavo1941

Ex preso politico cubano, refugiado en EE UU. Presidente de la Academioa Cubana de Altos Estudios Masonicos de la Gran Logia de Cuba de AL y AM (2005 a 2011); Gran Canciller Secretario General del Supremo Consejo del grado 33 para la Republica de Cuba del REAYA(2005-2008). Autor y conferencista.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.