Estos famosos acabaron en la ruina

 

ANUNCIO

Parece muy fácil: primero alcanzar la fama, ganar mucho dinero y vivir el resto de tus días cómodamente en el retiro, pero en realidad la fama y la fortuna se van rápidamente y a veces sólo queda el recuerdo del despilfarro donde alguna vez lo hubo todo. A continuación presentamos algunas historias de famosos que terminaron en el olvido, en la ruina y en la miseria después de haber tenido riquezas y fama al por mayor.

Rubén Aguirre

Foto: Edgar Negrete/Clasos/LatinContent/Getty Images

Si bien el nombre Rubén Aguirre no dice gran cosa al común de la gente, sí es recordado su personaje más famoso: el ‘Profesor Jirafales’ del programa “Chespirito”. Pues bien en 2007 Aguirre y su esposa Consuelo Reyes sufrieron un accidente de tránsito y Aguirre tuvo que gastarse todos sus ahorros en su salud y la de su esposa. “Tenía guardado un pequeño capital, pero debido al choque me quedé en la calle”, declaró Aguirre a una revista. Murió pobre en 2016

Mario Cimarro

Foto: Aitor Alcalde/Getty Images

Si bien sigue vivo, el galán cubano de telenovelas como Pasión de gavilanes y El cuerpo del deseo vive en la pobreza y está desaparecido de la farándula desde 2009. Ese año fue despedido de Telemundo y de Televisa, supuestamente por su personalidad conflictiva, y Mario Cimarro se tuvo que declarar en bancarrota. El actor fue demandado en Estados Unidos y en México por American Express y en 2010 le embargaron su casa en Miami.

Ricardo González

Foto: Getty Images

Más conocido por su personaje ‘Cepillín’, el cómico, músico y payaso fue una de las figuras más populares durante la década de 1980 en México, durante la cual se dice se daba lujos sin fin, además de que daba legendarias fiestas que duraban días y obsequios a los asistentes. Sin embargo sus derroches se juntaron con el paso de la fama y cuando se levantó la bruma del festejo, Cepillín se había cepillado todo su dinero. Se tuvo que declarar en quiebra y desde hace décadas vive con muy poco dinero.

Hipólito Villa

Foto: Wikimedia Commons

El hermano menos conocido del general revolucionario Pancho Villa, Hipólito Arango, mejor conocido como Hipólito Villa, acompañó a su hermano en las campañas de la División del Norte de la Revolución mexicana entre 1912 y 1920, con periodos de exilio y de batallas ganadas y perdidas en el ínter. Al finalizar la Revolución, y luego del asesinato de su hermano, el otro general Veilla se retiró a lo que quedaba de su hacienda familiar, la cual fue vendiendo hasta que terminó cobrando una mínima pensión por más de 30 años.

Alonso Echánove

Foto: Reproducción de Twitter

Uno de los actores más prolíficos de la televisión, el teatro y el cine en México entre 1985 y 1997, doce años en los que protagonizó 9 series y telenovelas y más de 30 películas y cortometrajes, Echánove es hijo de la actriz y periodista Josefina Echánove. Durante la década de 1990 Alonso se volvió alcohólico y adicto a las drogas duras, por lo que no sólo perdió todo lo que había ganado sino que además sufrió seis infartos cerebrales por sus excesos, que lo dejaron paralizado por muchos años.

Manuel “El Loco” Valdés

Foto: Angel Delgado/Clasos.com/LatinContent/Getty Images

Al parecer las desgracias económicas persiguen a la familia Valdés. En este caso, ‘El Loco’ que lleva más de 50 años bajo los reflectores como actor y comediante, se ha visto recientemente muy delicado de salud, lo cual se ha agravado al no tener dinero ya que perdió una demanda en contra del gobierno para recuperar impuestos no pagados por sus cuantiosas ganancias durante las décadas de 1970, 80 y 90. Ahora el actor ha tratado de volver a los escenarios para recuperarse económicamente, pero a su edad no es fácil.

Germán Valdés “Tin Tan”

Foto: Reproducción de Twitter

El hermano mayor de ‘El Loco’, ‘Tin Tan’ fue uno de los primeros actores cómicos de la época de oro del cine mexicano.Filmó más de 102 películas, pero derrochó casi todo lo que ganó en fiestas, coches, apuestas y malos negocios. Para pagar sus deudas se endeudaba y luego no pagaba, por lo que lo demandaban con frecuencia. Debido a sus problemas financieros le embargaron casi todas sus propiedades, como una mansión en el sur de la Ciudad de México y una casa en Acapulco.

José José

Foto: RONALDO SCHEMIDT/AFP/Getty Images

Una de las historias más famosas de alcanzar la cima y luego perderlo todo, hasta la voz, la protagonizó ‘El Príncipe de la Canción’ José José, nombre artístico de José Rómulo Sosa Ortiz. Luego de sus humildes orígenes en la colonia Clavería de la Ciudad de México, se fue destacando como cantante por su única voz hasta lograr haber grabado algunos de los álbumes más entrañables de la canción en español. Sin embargo, su alcoholismo exacerbado lo llevó a perder todo y José José terminó como su canción, Triste, y pobre.

Laureano Brizuela

Foto: Victor Chavez/WireImage

Laureano Brizuela, ‘El Ángel del Rock’, parecía destinado a ser una de las figuras clave del surgimiento del rock en español en México en la década de 1980, pero fue acusado por el gobierno mexicano de haber incurido en delitos fiscales y por eso fue enviado a la cárcel. A pesar de que sólo estuvo cinco meses en prisión y de que luego ganó una demanda contra el gobierno por una acusación injusta y daños y perjuicios, la carrera del ‘Ángel’ había llegado a su fin y nunca volvió a su éxito anterior.

Fanny Kaufman

Foto: Reproducción de Twitter

Mejor conocida como ‘Vitola’, la actriz cómica fue una de las más prolíficas de la época del cine de oro mexicano entre 1946 y hasta 1968, año en el que dejó de aparecer en al menos una producción al año. al quedarse sin ingreso, ‘Vitola’ tuvo que empezar a empeñar y a malbaratar sus bienes para pagar sus deudas, puesto que solía apostar enormes cantidades en casinos clandestinos en Poker y Blackjack. Luego se recuperó de su ludopatía y pero pasó muchos años viviendo de una modesta pensión hasta su muerte en 2009.

Lolita Cortés

Foto: Edgar Negrete/Clasos.com/LatinContent/Getty Images

Una de las fguras más conocidas del teatro musical en México, Lolita Cortés, a pesar de estar en edad productiva, está en la bancarrota debido a que en años recientes fueradespedida de Televisión Azteca, y luego se vio en la necesidad de invertir sus ahorros en ayudar a su hermana Laura a salir de una severa drogadicción. Por el momento, Lolita puede todavía recuperarse, pero se ve difícil que vuelva a sus grandes épocas de fastuosas producciones teatrales.

Ivonne e Ivette

Foto: Reproducción de Spotify

Estas gemelas fueron muy famosas en la década de 1980 en México, luego de aparecer primero en el programa Chiquilladas y luego como cantantes y actrices de shows infantiles. Sin embargo, Ivonne sufrió de un cuadro de depresión crónica, y luego de un colapso nervioso y varias crisis fue internada en un hospital psiquiátrico. Todo lo que las gemelas habían ganado con sus shows lo gastaron en su recuperación y aunque ahora han vuelto a los escenarios, la fama inicial se les escapa.

Rogelio Guerra

Foto: Alfonso Manzano /Clasos.com /LatinContent /Getty Images

Rogelio Guerra es un primer actor mexicano. Ha participado en más 70 películas y 30 telenovelas y cuando era joven fue uno de los actores más cotizados de toda Latinoamérica. Sin embargo en años recientes la ha pasado mal. Primero sufrió una trombosis y su familia lo internó en un asilo de ancianos en contra de sus deseos. Además de eso, RogelioGuerra demandó en 2002 a Televisión Azteca por incumplimiento de contrato, a su vez, la televisora lo contrademandó. El juicio no estuvo en su favor y tuvo que pagar casi todos sus ahorros.

Olga Tañón

Foto: Rodrigo Varela/Getty Images

La cantante puertorriqueña ha sido una de las más famosas no sólo en su natal Puerto Rico sino también en México y en el resto de América Latina desde que saltó a la fama en 1992 con sus discos ‘Sola’ y ‘Mujer de fuego’. Sin embargo, la fama y la fortuna no le sonrieron para siempre a Tañón, quien en 2010 se declaró en bancarrota y perdió todos sus bienes. Ahora ha intentado volver a los escenarios, pero se le ha complicado liquidar sus deudas.

Fernando Soto

Foto: Wikimedia Commons

‘Mantequilla’, nombre artístico de Fernando Soto, fue uno de los más prolíficos y reconocidos actores cómicos de la época del cine de oro mexicano. Tal cual su sobrenombre, no obstante, parecía que todo lo que ganaba se le resbalaba. Era famoso por vivir en las carpas de un circo cuando no estaba filmando y por gastarse todo su dinero en cantinas y regalos para sus amigos. Al envejecer su salud empeoró y luego murió literalmente en la calle. Su familia no tenía dinero ni para su entierro.

María Karunna

Foto: Alfonso Manzano/Clasos/LatinContent/Getty Images

María Karuna fue, por su belleza, una de las mujeres más fotografiadas en la década de 1990 en México. Conocida por ser modelo y cantante, su fama subió cuando se unió al grupo Caló, que tuvo varios éxitos en la radio mexicana. En estos años logró acumular mucha fama y dinero, pero luego decidió invertirlo en publirrelacionistas y mercadólogos que la lanzaran como cantante solista y actriz, facetas en las que no logró consagrarse.

Wolf Ruvinskis

Foto: Reproducción de Twitter

Una historia de la pobreza a la fama y la fortuna y de vuelta otra vez, Ruvinskis nació en Lituania pero sus padres se asentaron en México cuando era niño. A pesar de vivir en la pobreza su infancia, Wolf se decidió a participar en la Lucha Libre, que estaba en su primer auge en aquellas épocas y luego, por su guapura, fue llamado a participar en una película tras otra. Al final de su vida, no obstante, se descubrió que lo había gastado todo en apuestas y otros derroches y a su familia sólo le dejó deudas.

Enrique Castillo

Foto: Reproducción de Twitter

Mejor conocido por su apócope ‘Quique’, Enrique Castillo fue el cantante de la banda chilena Los Ángeles Negros que encontrara sus mayores éxitos entre el público mexicano en las décadas de 1970 y 1980, aunque han seguido vigentes hasta ahora. Enrique Castillo sólo fue su vocalista dos años, entre 1982 y 1984 pero en ese tiempo, el de myor fama del grupo acumuló dinero y fama. Sin embargo ahora ya lo ha perdido todo, no tiene trabajo y duerme en una camioneta destartalada.

Armando Soto La Marina

Foto: Wikimedia Commons

Luis Armando Velázquez de León y Soto La Marina, más conocido como ‘El Chicote’, apareció en más de 100 películas en cincuenta años, entre 1936 y 1986. Un personaje fuerte y aguerrido, podía interpretar papeles cómicos y serios por igual, y apareció en grandes producciones del cine de oro mexicano acompañando a Jorge Negrete y Pedro Infante, entre otros. Sin embargo, sus múltiples amoríos y matrimonios, con las que tuvo más de doce hijos, y sus frecuentes arranques de furia lo llevaron a quedarse sin dinero y terminó sus días en la pobreza total

https://www.desafiomundial.com/estos-famosos-acabaron-en-la-ruina/?utm_source=tb&utm_medium=impremedia-laopinion-tb&utm_term=20+celebridades+mexicanas+que+hoy+son+pobres-https%3A%2F%2Fconsole.brax-cdn.com%2Fcreatives%2Fb86bbc0b-1fab-4ae3-9b34-fef78c1a7488%2Fpmx_celebridades_pobres_jose_1000x600_4a2b5b0b27f0e38eec307d3cfd3d960d.png&utm_content=129595221&utm_campaign=1443400-tb&chrome=1

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: