“EL LEGENDARIO GENERAL INDIO ALEJO SAEZ”.

La imagen puede contener: 1 persona, sombrero

EL LEGENDARIO GENERAL INDIO ALEJO SAEZ”

En tierra de levantamientos indígenas constantes, nació Alejo Sáez, a finales de siglo XIX, en las lomas de Lanlán, cercanas a Columbe. Los recuerdos de los rebeldes, incluido su propio abuelo, marcaron su vida y lo lanzaron a la defensa de la existencia de su pueblo, sujeto a tributos y abusos frecuentes. Tras largo tiempo de enfrentamientos con hacendados y autoridades, pasó a formar parte las filas de los revolucionarios de Alfaro, convirtiéndose en importante interlocutor entre los liberales y los indígenas. “La voz de Saéz tenía incuestionable credibilidad e incluso era escuchada con reverencia, pues para los indios, detrás de ella retumbaban la de los rebeldes: Lorenza Avemañay, Fernando Daquilema o Julián Quito, aún palpitantes…” Movilizó contingentes importantes de sublevados y todo tipo de pertrechos a través de los páramos de la Sierra y sirvió de guía y adelantado en la exploración de terrenos de batalla. Su participación y la de su gente en Gatazo y otras batallas fueron muy importantes.

“Doce años había luchado por cuenta propia para conseguir fundamentales reivindicaciones para el indígena y el campesino del Ecuador; catorce más había permanecido en las filas de los radicales, exponiendo su vida en múltiples campos de batalla, pero no había visto concretado su ideal. Salvo un viejo uniforme de celador de policía, una espada, unas exiguas tierras de páramo, un título de General ( concedido por Alfaro) que nada le significaba y una enorme decepción, Alejo Sáez no recibió nada más de la triunfante revolución”.

Pese a todos sus esfuerzos, poco lograron los indígenas con el Alfarismo y el propio Alejo volvió a su terruño en donde moriría en el olvido, siendo rechazado por el cura para ser enterrado en el cementerio del pueblo. Ante la amenaza de nuevo alzamiento, el cura cedió pero obligó a que lo enterrasen boca abajo, “como estigma de ignominia”.

Autores: Alfredo Costales Samaniego, Dolores Costales Peñaherrera
Editorial: Abya Yala. Quito 2001
Pintor: Palacios.
Biblioteca: Costales Peñaherrera

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.