Sanar la herida infantil

Anuncios

¿Qué es la herida infantil?

La herida infantil tiene que ver con aquellas emociones intensas y recurrentes que experimentamos siendo niños y quedaron enquistadas porque no supimos o pudimos integrarlas.

Estas emociones enquistadas conforman tu herida central o nuclear.

De adulto esta herida se activa ante determinadas personas, situaciones y acontecimientos haciéndote sentir débil, pequeño, victima, inseguro y sin recursos.

Cuando lo anterior sucede normalmente uno no se da cuenta de que se ha activado su herida infantil.

¿Cómo puedo ayudarte a sanar la herida infantil?

Como te contaba más arriba muchas veces no somos conscientes de porque nos sentimos victimas ante determinadas personas, situaciones o áreas de nuestra vida… detrás siempre hay emociones no resueltas ante situaciones que en su momento no supimos integrar e interpretar correctamente.

En consulta te ayudaré a que puedas identificar tu herida infantil, a que puedas ponerla nombre e identificar las emociones enquistadas y reprimidas asociadas a ella.

Una vez hayas identificado estas emociones,  trabajaremos (con la ayuda de diferentes herramientas) en liberar memorias de dolor provocadas por situaciones que tuvieron un gran impacto emocional en ti.

Cuando estas emociones se liberar se produce una apertura para que puedas reinterpretar de una forma mucho más constructiva tus vivencias y biografía de una forma mucho más constructiva.

Por último trabajaremos en crear nuevas creencias acorde a tu momento actual y como deseas sentirte en tu momento presente.

¿Por qué recomiendo esta terapia?

Te recomiendo esta terapia porque en base a mi experiencia profesional he podido comprobar que atender las emociones negativas que experimentamos siendo niños nos permite una mayor comunicación con nuestro niño interior y desde ahí podemos empezar a satisfacer sus necesidades afectivas y sostenerle desde el adulto que ahora somos.

Esta terapia te ayudará a empoderarte a todos los niveles y relacionarte 100% desde el adulto que ahora eres y no desde las exigencias o carencias el niño que un día fuiste.

Situarte en el adulto y hacerte responsable de tu niño interior tendrá enormes beneficios en tu autoestima y balance emocional.

Sanar tus heridas infantiles es el punto de partida para experimentar una gran mejora en tu AUTOESTIMA

FUENTE: https://psicoelevate.com/sanar-la-herida-infantil/

Anuncios