08/06/2020

LA VIDA MASÓNICA ES DE UN APRENDIZAJE CONSTANTE,

Anuncios

Q:.H:. Alejandro Medina:Deseo agradecerte el  me hayas invitado a esta entrevista virtual, para conocer mi manera de ver a nuestra Augusta Orden Masónica. Trataré de responder a tus preguntas en mi condición de Gran Maestro de la Gran Logia de Honduras, y funcionario de la Confederación Masónica Interame-ricana (C.M.I.), en la cual, además de Presidente de la Zona III, y de COMACA , que comprende todos los países de CentroaméricaPanamá, y ahora República Dominicana; formo parte del Consejo Ejecutivo, que es el órgano administrativo de la Confederación.Paso a contestar tus preguntas:


¿Qué es la COMACA y quienes la componen?
R= Al margen de los anteriores y diferentes intentos de formar una unión masónica centroamericana, en el año de 1977, y mediante una reforma estatutaria, se dio vida a lo que conocemos hoy como Confederación Masónica Centroamericana (COMACA), que a partir del año pasado pasó a llamarse en la práctica,  Confederación Masónica Centroamericana y del Caribe, por la inclusión de la Gran Logia de República Dominicana dentro de este organismo apéndice de la Confederación Masónica Interamericana (C.M.I.).Es entonces que COMACA, está compuesta por los cinco países tradicionalmente aceptados como Centroamérica, a saber, Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua y Costa Rica; y Panamá (que realmente es parte de Centroamérica), y ahora República Dominicana. 

Estamos realizando los trámites de reconocimiento, consistente en la revisión de antecedentes y de regularidad de la Gran Logia de Belice que formaría también parte de COMACA, y de la Zona III de C.M.I.


¿Cómo ha sido el desarrollo histórico de la masonería en los países miembros de la COMACA?
R= Es bastante complejo el nacimiento y crecimiento de la masonería en nuestros países. Pero voy a tratar de resumir drásticamente la información que  ha llegado a mi mente, producto por supuesto de leer historia: Es innegable la gran influencia que tuvo en Centroamérica el desarrollo de la masonería en el Caribe, sobre todo en Jamaica y en Cuba, que a su vez su crecimiento se vio beneficiado por el empuje que le dio la masonería inglesa y la francesa.

Ya la masonería se había extendido por las trece colonias originales de Norteamérica.Previo a la independencia de los países latinoamericanos, existía cierto movimiento comercial en la región caribeña y las provincias del continente, y hombres pensantes de la época que viajaban de Centroamérica al Caribe, se vieron atraídos por la masonería.

La primera logia en territorio centroamericano fue fundada en Nicaragua por ingleses   cerca al Cabo Gracias a Dios en el año de 1763, ya que en esa época hubo cierta concentración de ingleses en la zona de la Mosquitia tanto Hondureña como Nicaragüense, con el interés de explotar los árboles de maderas preciosas. Pero fue  alrededor de 1865 en que se estableció en Costa Rica, a instancias del sacerdote católico y masón Francisco Calvo, la primera logia masónica de Centroamérica, y se le llamó “Caridad”.

Tan pronto como unos 6 años después, ya había otras cinco logias, habiéndose formado el Supremo Consejo Centroamericano con sede en Costa Rica.En 1873 se organiza la logia Hiram en la capital guatemalteca por parte del español José Quirce.  

Ésta fue la primera asociación, masónica en Guatemala auspiciada por el sacerdote y masón, Francisco Calvo. En 1878 se traslada el Supremo Consejo Centroamericano a la ciudad de Guatemala convirtiéndose en el gran organizador de la masonería.

La Gran Logia de Guatemala se crea en 1903.En Honduras, y según investigaciones que constan en documentos y en el Internet, la masonería ha estado presente en la Provincia de Comayagua, desde 1811 y ha incluido una serie de prominentes empresarios y políticos, pero no fue hasta en 1826,  que el Doctor Miguel Echarri​ quien fue expulsado de Colombia y establecido en Honduras, por motivos de política interna, aprovechó para iniciar en los Augustos Ministerios de la Masonería a don Dionisio de Herrera, quien fungía como Jefe Supremo del Estado de Honduras y a un joven Francisco Morazán, entre otros ciudadanos hondureños. ​ 

Algunos historiadores concuerdan en que el viaje o expulsión de Francisco Morazán a Sudamérica (a Perú específicamente), fue para encontrarse con sus hermanos masones, e influenciarse aún más en el camino del General Simón Bolívar “El Libertador” y del General José de San Martín, gran representante de Logia de Cádiz.

A partir de ellos, también se conoce que fueron miembros de una hermandad el General José Trinidad Cabañas, de allí se deduce sus sueños de construir un estado independiente y soberano, aparte de la monarquía y el conservadurismo. Aunque no dudamos que en la Provincia y en el siglo XIX fueron muchos los que pertenecían a logias francmasónicas muy en secreto, entre ellos españoles, capitalistas, criollos, mestizos, y otros que tenían oportunidades de viajar al extranjero.

En Honduras, ya para finales del siglo XIX y principios del siglo XX, habían tres logias, pero fue hasta el año de 1922 en que, auspiciados por el Supremo Consejo Centroamericano con sede en Guatemala, se crea la Gran Logia de Honduras.La masonería salvadoreña comienza con la fundación e instalación de la Logia “Progreso Nº 5” de San Salvador en Septiembre de 1871, y estaba adscrita al Supremo Consejo Centroamericano con sede en San José, Costa Rica, que recién había sido instalado en Enero de 1871. La creación de la Gran Logia de El Salvador, como una autoridad soberana para el simbolismo masónico fue en el mes de julio de 1908, (posteriormente se le cambió el nombre a Gran Logia Cuscatlán).

Desde el año de 1899 el deseo del Supremo Consejo Centroamericano con sede en Guatemala era que el Simbolismo, que ya contaba con varias logias, fuese gobernado por sí en cada una de las cinco repúblicasComo ya dijimos antes, La primera logia en territorio nicaragüense fue fundada en 1763 por ingleses en  cerca al Cabo Gracias a Dios. Sin embargo la que ha sido reconocida, según como la primera logia de Nicaragua, es la “Eureka” 357, constituida el 30 de mayo de 1851, en lo que es hoy San Juan del Norte.  

 Cuando Nicaragua contaba ya con tres logias, que habían nacido bajo los auspicios del Supremo Consejo Centroamericano, se solicitó el permiso de éste, para la creación de la Gran Logia de Nicaragua, lo que se logró en Noviembre de 1907.El caso de Panamá es digno de un minucioso estudio. Pero tomaremos algunos apuntes históricos, de lo que consta en la compilación de la Gran Logia de Panamá: Se organizó la primera Logia en la ciudad de Panamá en el mes de Julio de 1821, mediante Carta Patente del Gran Oriente de España y se llamó “La Mejor Unión”.

Formaban parte de ella masones de origen europeo, y nativos de origen español. Más tarde obtuvo Carta Patente de la Gran Logia de Nueva York, y que finalmente en 1825 se adhirió a la autoridad del Gran Oriente de Colombia que tuvo su inicio en Caracas.Con el advenimiento de la República, en Noviembre de 1903, entró el país masónicamente considerado, en un período de gradual desarrollo, merced a su renacimiento. Sin embargo, no fue sino hasta 1907 que, en el mes de Febrero, se fundó la primera logia, bajo la jurisdicción masónica de Venezuela.

El 16 de Abril de 1916, se fundó la Muy Respetable Gran Logia de Panamá, que hoy subsiste y es el cuerpo supremo de la Masonería Simbólica en el país, con jurisdicción, actualmente,  sobre todas las logias simbólicas.

La Masonería en República Dominicana comienza en 1805 cuando se funda la primera logia durante la ocupación francesa en la isla de Santo Domingo. El gobernador francés Jean Louis Ferrand era masón, y fundador de la Logia “Fraternidad”  . La influencia francesa duró hasta 1844. Todas las logias estaban supeditadas al Gran Oriente de Haití.

Es de hacer notar, que los principales gestores de la independencia de República Dominicana fueron masones, como el patricio Juan Pablo Duarte, figura altamente respetada en ese país, como masón y como padre de la República. La Gran Logia de República Dominicana fue instaurada en el año de 1858.A grandes rasgos, esta es la historia resumida del nacimiento de la masonería en Centro América.


¿De qué forma la COMACA participa en  el desarrollo social de Centro América y El Caribe en la actualidad?
R= La Confederación Masónica Centroamericana, como institución, no pretende ni debe constituirse en un órgano co-rector del desarrollo de los pueblos. Su misión es de manera general, propender al desarrollo de las instituciones masónicas, y éstas a su vez tienen como finalidad la formación integral del hombre-masón. Y es en esta última fase que las sociedades podrían verse beneficiadas con el concurso de los masones con su esfuerzo individual o colectivo, diseminando en los estratos sociales su vocación y/o formación de hombre íntegro, ético  y por ende altruista. La sociedad es un reflejo de las personas que la conforman, y llevar los ideales masónicos a la sociedad que nos alberga, requiere del ser humano  de un fuerte compromiso y ejercicio moral para mejorarla.


¿Cómo enfoca la organización que usted  preside  la situación general de Centro América frente al  COVID 19?
R= Al margen de consideraciones sobre su origen, el COVID-19, definitivamente, ha influido negativamente, tanto en la salud como en el quehacer productivo mundial. Hoy día, todos los países del mundo se han visto afectados en mayor o menor grado, por una pandemia que tiene al mundo sumido en un confinamiento sin parangón ni antecedentes, por cuanto, aunque en la historia de la humanidad ha habido un sin número de pandemias de desastrosas consecuencias, la presente se ha propagado por el globo terráqueo con mucho mayor velocidad debido a dos poderosas razones: la enorme capacidad de propagación del contagio del virus en sí, y la velocidad de movimiento del ser humano atendiendo a los eficaces medios de transporte con que la humanidad cuenta ahora.

Es así que, en América Central, dada la similitud que impera en la región en usos y costumbres, el desarrollo del COVID-19 reviste similitudes en todos los países que conforman la región centroamericana, con algunas variantes en cuanto a la morbilidad y a la mortalidad de los casos reportados, atendiendo a aspectos culturales y a la capacidad de manejo y efectividad del sistema sanitario de cada país.

Nuestra organización aconseja la observancia de las disposiciones que emanan de los gobiernos de cada país, que trata de hacer lo mejor que puede dentro de sus capacidades técnicas, económicas y sanitarias. Pero la responsabilidad final de proteger la vida es de cada ser humano, y nosotros los masones no podemos ser una excepción.Lo cierto es que hay un “antes” y habrá un “después” del Corona Virus.

El ser humano y sus organizaciones gremiales, empresariales, educativas, sociales, etc. etc., tendrá que modificar su operatividad porque por lo menos por ahora, no se ve “luz al final del túnel”.  Tendremos que aprender a vivir, y a morir, con los resultados de una pandemia que estará presenta en  nuestro medio y en nuestras mentes por mucho tiempo, ya que ni existe vacuna ni existe medicina directamente apropiada.

La gran  mayoría de las organizaciones podrá implementar sus propios protocolos de protección que les permita cumplir con los trabajos atinentes a su cometido. Algunos trabajos podrán realizarse hasta de manera virtual, ya que se cuenta con la capacidad tecnológica.

Para la masonería, dadas su particular modo de trabajar, en el que se hace necesario el trabajo presencial, será un poco más difícil el establecimiento de protocolos que no violen las normas y procedimientos ancestrales, y sobre todo privativos de la masonería universal.

Algún tipo de trabajo se podrá hacer de manera virtual, como los trabajos administrativos y la parte de docencia masónica. La parte ritualística es la que no es de fácil solución porque hay actividades que solamente surten efecto cuando se realizan de manera presencial, como las Iniciaciones, Aumentos de Salario y Exaltaciones, que obedecen a inserción de profanos dentro de la Orden, y a cambios de grado. Pero la vida masónica es de un aprendizaje constante, y seguro estoy de  que  ya encontraremos la manera de continuar con nuestra labor de moldear al hombre-masón para beneficio de la humanidad. Debemos  de poder sacar lo positivo de cada situación difícil, aprendiendo a sacar ventaja de la adversidad, reinventando los viejos métodos del diario hacer para un  mejor vivir.La COMACA realiza anualmente una reunión en donde se congregan representantes de las organizaciones que la componen.

¿Cuáles son los objetivos principales a desarrollar en dichos encuentros?R= En una pregunta anterior he tratado de ilustrar que es la COMACA desde el punto de vista institucional. Pero entiendo esta pregunta como una indagatoria sobre que hacemos en un evento de Comaca.

Pues bien, existen tres partes muy importante todas. 1) la parte Ritualística que se lleva a cabo en una Tenida formal. 2) la parte Administrativa en que al amparo de las leyes que nos rigen se tratan asuntos atinentes a las Grandes Logias que forman parte de la Confederación Masónica Centroamericana y del Caribe, y en donde en un acto separado, se celebra la Reunión Anual de la Zona III C.M.I.  Y 3), La parte educativa en donde se desarrollan ponencias sobre un tema específico.

En esta parte tiene una importante responsabilidad la Academia Centroamericana de Altos Estudios Masónicos.Y por supuesto, siendo que nuestra Orden es una fraternidad universal, no podemos dejar de lado una parte muy importante: La parte meramente social, en la que confraternizamos como solo los masones sabemos hacerlo. Los lazos fraternales que establecemos duran los años de nuestra vida.Para este año la organización tiene planteado su encuentro anual en Guatemala.


¿Ha afectado la situación por el COVID 19 la planificación y agenda del evento programado?
R= Por supuesto. El Covid-19 nos ha obligado hoy mismo a tomar la decisión de llevar a cabo la COMACA obviando la parte ritualística y realizando las partes administrativa y educativa de manera virtual. Esto incluso nos permitiría tener a una mayor cantidad de participantes al frente de sus respectivas terminales de computación. La acostumbrada práctica de hacerlo de manera presencial impide algunas veces a muchos QQ:.HH:. el poder asistir por razones de complicaciones de viajar al país sede.


Algún comentario final?
R= Solamente felicitar a quienes hacen posible este espacio de divulgación del conocimiento, criterios e investigaciones. Mas para bien que para mal, de esta manera la humanidad ha llegado hasta el actual estadio de desarrollo, y no concibo el alcance de superiores estadios sin la divulgación del pensamiento, sea éste bueno o sea malo, porque así se crea la dialéctica que hace posible las conclusiones cercanas a la verdad. Reitero mi agradecimiento por la oportunidad de expresar estas ideas e investigaciones.
Por: Alejandro Medina B. Fuente: Masoneria Global

FUENTE: https://www.tradicionviva.es/2020/05/10/que-son-realmente-la-izquierda-y-la-derecha/?utm_source=feedburner&utm_medium=email&utm_campaign=Feed%3A+TradicionViva+%28Tradicion+Viva%29