08/03/2020

Un cubano aspira al Nobel y la prensa oficial guarda silencio

Anuncios

Por Pedro Pablo Morejón

HAVANA TIMES – El escritor Leonardo Padura no necesita mucha presentación. Su nombre suena hasta en los oídos de muchos cubanos que no son precisamente amantes de la lectura.

Se trata de uno de los escritores más leídos en lengua española de estos tiempos y su extensa obra literaria ha sido traducida a varios idiomas. Ha sido premiado en disímiles concursos literarios, pero basta decir que obtuvo el Premio Nacional de Literatura en el 2012, Premios de La Crítica en 2011 y 2014 y el muy codiciado Princesa de Asturias en el 2015.

Leonardo Padura.  Foto: infobae.com

Todos lo conocen, fundamentalmente, por su peculiar personaje de Mario Conde, un policía nostálgico que aspira a ser escritor y que en nada se parece a los arquetípicos y predecibles investigadores policiacos creados por autores adscriptos al discurso ideológico oficial. Es, de hecho, el principal exponente de la novela negra en Cuba.

Pero además de la tetralogía de novelas sobre Mario Conde y las subsiguientes, posee obras de alto valor literario como La novela de mi vida y El hombre que amaba a los perros, por poner solo dos ejemplos. Esta última le valió el Premio de la Crítica y al decir de Gina Picart, prestigiosa escritora y editora de nuestro país constituye la mejor novela cubana escrita en las últimas décadas.

Lo anterior le ha otorgado suficiente credibilidad para merecer su inclusión entre los candidatos al Premio Nobel de Literatura, que se otorgará en octubre de este año, el mayor galardón que se le reconoce en el mundo a un escritor, lo cual debe ser motivo de orgullo para la cultura cubana.

En un país con tanta producción literaria de calidad indiscutible ningún cubano ha podido obtener el supremo reconocimiento, aunque hemos tenido tres premios Cervantes en los casos de Alejo Carpentier 1977, Dulce María Loynaz 1992 y Guillermo Cabrera Infante 1998.

Pues bien, la prensa oficialista no ha dado cobertura a este hecho. Algo que para nada es sorprendente si tomamos en cuenta que el autor más leído en este país lleva años padeciendo silencio por parte de los medios y las instituciones culturales.

El propio escritor ha dicho al respecto “Lo cierto es que tengo más presentaciones, ediciones, reconocimientos fuera de mi país que dentro de él, y esas presentaciones, ediciones y reconocimientos apenas tienen eco en Cuba, cuando creo que deberían ser elementos de los que se congratule la cultura cubana, pues soy un escritor cubano, que incluso, vive y escribe en la Isla. ¿Quién o quiénes determinan tal estado de cosas? No lo sé. ¿Por qué? Tampoco… Ese quien o esos quienes lo sabrán y supongo que alguna vez sabremos sus razones”

Los motivos podemos imaginarlos, pues Leonardo Padura ha sido un literato incómodo para los gobernantes cubanos, al retratar en su narrativa la dura realidad cubana, diferente a la presentada por la publicidad oficial. De ahí el silencio.

De ahí también la casi nula mención de su premio Princesa de Asturias y el contrastante tratamiento mediático con el mismo premio obtenido por Javier Sotomayor, figura más útil a los intereses políticos, al igual que la Brigada Médica Henry Reeves, sobre la que se ha montado una gigantesca campaña para su promoción al Premio Nobel de la Paz.

Sin embargo, en caso de que obtenga el Premio Novel de Literatura, la prensa dependiente recibirá órdenes de publicitar semejante hazaña y acogerlo como un digno hijo de la cultura. ¿Alguien duda? Lo mismo se hizo con Guillermo Cabrera Infante cuando obtuvo El Premio Cervantes.

FUENTE: https://havanatimesenespanol.org/diarios/pedro-pablo-morejon/un-cubano-aspira-al-nobel-y-la-prensa-oficial-guarda-silencio/

Anuncios