MASONERIA

LA CÁBALA DEL ORO FILOSOFAL

webmasterenero 06, 2018No comments

(Ha’haresch va’a’alef’khâ’Hô’khumâh, dice la palabra del Libro de Job, XXXIII: 33, que hemos incluido en nuestro Pîrqê Meqoubâlîm). Calla, pues quien pregunta se equivoca, y ¿cómo podría el cabalista dialogar con aquel que se equivoca?


 Observa: la misma palabra que un ejercicio de lectura cabalística simplificada ha hecho parecer familiar, a menudo suele tomar un giro original. Hace aun saber a qué joyero o tallador corresponde el trabajo. Una frase, un teorema, un silogismo de afortunada memoria, que parece accesible al entendimiento, puede surgir bajo un contexto nuevo, y entonces entra en juego Da’ath Elyôn, la Ciencia del Altísimo.

La palabra hebrea es de tal naturaleza, que apoya, e incluso solicita, la repetición. Es esta ciencia nunca se hacen «reediciones», sino referencias al orden cabalístico. Un tratado de ciencia sagrada no es un discurso político.
 He aquí otra faceta de la Ley.

He aquí uno de los pasos hacia el gran secreto. Suponemos un lector poco distraído y de buena memoria. ¿Han quedado, pues, bien grabadas estas frases en su mente? Es bueno repetirlas, volver sobre ellas sin prisa, como si las descubriésemos por vez primera. Entonces veremos que aquella palabra, aquel epíteto, aquella fórmula, al ser iluminados por el conocimiento, adquieren su más elevado sentido y se restituye a la palabra a su significado último y primordial.


Aquel que se extrañe por la formulación de nuestros silogismos, sin incluir en ellos proposiciones menores, sería, sin lugar a dudas, un ignorante de las cosas hebreas, alejado incluso de toda sapiencia. Es así como, para facilidad de aquellos buscadores puros de intención, en su conquista de la Luz Divina, habrá mayor provecho en esta cábala del oro filosofal que la que encontrarían en una conjunción coordinada.

Cábala del Oro Filosofal


1. Nuestra Ciencia proviene de la Mente suprema. Ella es un don del Dios Vivo.
2. La Cábala del oro filosofal exige atención en la lectura, repetición de la misma, tiempo, cuidado y paciencia, pues sus tratados son diversos y difíciles de comprender. No hay mejor tratado del oro filosofal que la Palabra hebrea. «Buscad y leed en el Libro del Señor», ha dicho el profeta Amós (XXXIV: 16)
3. Elemental y sagrada, exacta y natural, tal es nuestra ciencia. Es por la meditación de la Palabra que el hombre podrá asir el principio del polvo del oro (Afrôth Zâhâv), como está escrito en el Libro de Job (XXVIII: 6). Se llega a él por un camino que no conoce el ave de presa, que no llega a distinguir el ojo del buitre. Pero la sabiduría, ¿dónde encontrarla?
4. El sabio observa el trabajo de la naturaleza y regula la hora en la esfera celeste.
5. La sabiduría es el número del golem, el cual es setenta y tres.
6. Ha sido escrito en nuestro Libro: alianza del fuego. Esta es nuestra primera palabra (Berîth-Esch). El Fuego está en lo alto, hacia el punto cardinal Norte. El Norte ha sido sellado con Vav-He-Yod. Por esto nos dice la Escritura: El oro viene del Norte (Job, XXVII: 32). El oro viene del Norte, y Eloah mora cubierto de una temible majestad.
7. Cuando la tierra era tohou y el Fuego sagrado cubría tehom, el Trono de fuego se cernía sobre la superficie de las aguas. Así comenzó la clarificación de la materia.
8. Hubo en seguida separación entre la luz y las tinieblas, entre las aguas y las aguas. Luego, el sol y la luna reflejaron sus rayos sobre la tierra.

FUENTE: https://www.masoneriadelmundo.com/2018/01/la-cabala-del-oro-filosofal.html

Categorías:MASONERIA

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .