MASONERIA

Masonería: ni brujos ni misas negras

De la masonería “se dicen muchas cosas… Los únicos ‘secretos’ son ciertos signos y palabras”, pero en el fondo, dice el gran maestro César Kernz Pérez, es “una escuela-fraternidad, ahí emprendemos el camino hacia la superación, es un camino muy largo y espinoso, pues se trata de trabajar al interior de uno mismo”.

Masonería: ni brujos ni misas negras

Más allá de ser una sociedad secreta, la masonería y sus miembros son discretos. Definida por sus miembros como una escuela filosófica, la organización no es un club, partido político o religión, sino una fraternidad que mantiene un compromiso con las virtudes y la verdad.

En Reynosa existen ocho logias masónicas del rito escocés, con alrededor de 200 miembros. En todo Tamaulipas prevalecen al día 90 de ellas, con una población estimada en los 2 mil masones. 

Y se extienden por todo el mundo, en países como Estados Unidos, Inglaterra, Francia, Alemania, Grecia, Irlanda, Argentina, Perú, Brasil, Marruecos, Colombia, Japón, y otros tantos.

César Kernz Pérez, Muy Respetable Gran Maestro de la Gran Logia de Libres y Aceptados Masones de Tamaulipas, explica a los lectores de EL MAÑANA algunos aspectos, muy básicos, de la organización.

¿SOCIEDAD SECRETA?

Uno de los señalamientos más pronunciados en relación a la comunidad masónica, es la poca información que se tiene de sus actividades, y sobre todo, en la privacidad que guardan muchos de sus integrantes.

“Se dicen muchas cosas, yo no considero que se trate de una sociedad secreta, sus miembros somos ampliamente conocidos, así como el lugar y la fecha de nuestras reuniones. Los únicos ‘secretos’  son ciertos signos y palabras”.

“No se hacen misas negras, ni se trata de brujería, no se le rinde culto al diablo como se dice en internet, no existe una guerra con las religiones y sus líderes; por el contrario, se trata de una discusión y análisis libre acerca de variados temas de orden cultural, pero sobre todo de aprender a ser mejores personas”, enfatiza Kernz Pérez.

¿Cual es la finalidad de la masonería?, se le cuestionó.

“La masonería es una escuela-fraternidad, ahí emprendemos el camino hacia la superación, es un camino muy largo y espinoso, pues se trata de trabajar al interior de uno mismo”. “Es vencer vicios y costumbres negativas, eso resulta ser una carrera que dura toda la vida, es vivir en el perfeccionamiento del hombre en un individuo justo e inteligente”, respondió.

¿Quienes pueden entrar o ser parte de esa fraternidad?

“Para ingresar a la Orden se requieren condiciones morales e intelectuales, sobre todo, la creencia en la existencia de un Ser Supremo, al que nombramos Gran Arquitecto del Universo”.

“Uno debe recibir una invitación previa de algún miembro, o bien, el interesado también puede pedir su ingreso. Sin embargo, en cualquiera de los casos se hace una investigación de su conducta y cualidades”.

LOS SÍMBOLOS

Los masones utilizan diversos símbolos, el máximo líder de la Orden en Tamaulipas, explicó que ello se debe a que una de las formas de aprender es por medio del simbolismo.

El origen de algunos de ellos, proviene de la construcción; el nivel, el compás, la escuadra, la plomada, el mandil, y otros más, son instrumentos usados por los albañiles y arquitectos.

“El icono perfecto más conocido a nivel mundial de la masonería son el compás y la escuadra. El compás representa los trazos perfectos y la escuadra el medir nuestras acciones”.

“Esos símbolos muchas veces nos llevan a la reflexión, el poner expresar una especie de unión de lo interior con lo exterior; la mayoría de ellos provienen de orígenes de la construcción”, explicó.

Esas herramientas son consideradas muy importantes por los masones, ya que evocan la edificación de grandes obras, con la que es conmemorada la ‘Gran Obra’ o la existencia misma, del Gran Arquitecto del Universo. 

PARTICIPACIÓN DE LAS MUJERES

El ala altruista de la masonería son las damas; muchas esposas y madres de los masones forman parte de las Asociaciones de Beneficencia y Cultura (ABC), en las que surgen actividades de carácter social y del bien común. En Reynosa hay dos de ellas.

“Tenemos un brazo muy fuerte, que son las mujeres, ellas son el rostro amable y benefactor de esta organización. Son quienes desde hace décadas han llevado a cabo tareas altruistas”.

La masonería es una escuela-fraternidad, ahí emprendemos el camino hacia la superación”. César Kernz Pérez, Muy Respetable Gran Maestro de la Gran Logia de Libres y Aceptados Masones de Tamaulipas 

“Ellas hacen obras de caridad a nuestro nombre, pero nunca lo hacen con el afán de salir en el periódico, o con la intención de ganarse un premio de altruismo, sino de hacerlo de forma desinteresada realmente”, declaró el Muy Respetable Gran Maestro.

Contrario a lo que se piensa, si hay mujeres dentro de la masonería, han existido logias mixtas en Reynosa y prevalecen en México y varios países, en donde las féminas han destacado por sus altos conocimientos filosóficos.

CÓDIGO MORAL MASÓNICO

Miembros de la masonería en Reynosa facilitaron a este medio los lineamientos que les rigen de manera moral, a los que se apegan desde el momento de su iniciación.

César Kernz Pérez

TOMADO DE: https://www.elmanana.com/masoneria-ni-brujos-ni-misas-negras-masoneria-fraternidades-cesar-kernz-perez/2720279

Categorías:MASONERIA

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .