09/19/2020

CONSEJOS PARA FORMAR JEFATURAS REPUDIABLES

Anuncios

Psi. Kurt Goldman Zuloaga

Existen miles de consejos para ser buenos líderes, supervisores o jefaturas, pero nunca alguien nos ha aconsejado de manera incorrecta para ser líderes miserables o jefaturas repudiables. Mas bien lo hacemos de manera instintiva (y si que a algunas personas les resulta bien!). Estos consejos, presentados como una parodia de la realidad, pretenden ser un reflejo de las acciones que algunas personas realizan y que perjudican de manera grave a las organizaciones.

Transformar a una persona en un buen jefe o líder requiere de estudios, de entrenamiento y de ganas de hacer bien las cosas… pero cuando se trata de lo contrario, ser un mal líder o un jefe repudiable, no existen consejos o directrices claras, mas bien dejamos que la gente lo sea de manera instintiva. Para ser justos, quisiera compartir algunos consejos incorrectos para ser un líder o jefatura repudiable:

  • ANTI-CONSEJO 1: PRIMERO SUS INTERESES

Trabajar supone desarrollar funciones en una organización a cambio de un conjunto de beneficios, siendo el más evidente la remuneración. Las organizaciones persisten y obtienen ganancias muy significativas con nuestro aporte. Asegurar el puesto de trabajo, aumentar su propio sueldo de manera progresiva y ganar experiencia como jefatura debieran ser nuestros principales intereses. Sumemos a estos el hacer crecer nuestro curriculum laboral, escalar (a cualquier costo!)en la misma u otras empresas, buscando siempre nuevas oportunidades y mejores condiciones de trabajo y vida. En otras palabras, debemos usar nuestro trabajo para fines personales, sobretodo si para el cumplimiento de estas metas tenemos subordinados a nuestra disposición… Conclusión: utilice las oportunidades que da el cargo para provecho personal siempre en primer lugar.

  • ANTI-CONSEJO 2: CONTRATE GENTE QUE ACATE INSTRUCCIONES.

Aceptar las instrucciones, acatar las líneas de mando y conductos regulares ha sido siempre una forma para mantener el orden en las organizaciones. El caos comienza cuando la gente “piensa”, cuando sus puntos de vista difieren con los de los demás, generando conflictos que paralizan la vida organizacional. La iniciativa personal, los aportes y la creatividad pueden desviar los esfuerzos y sacarlos de contexto, sobretodo si son contrarios a las ideas de los “lideres”. Cuando la misión de una organización es clara, las personas solo deben poner en práctica las acciones del plan, no contradecirla, ni mejorarla, solo actuar. Contrate gente que acate instrucciones, que no piense. Que cumpla lo mas fielmente lo solicitado y no tendrá inconvenientes en la ejecución del trabajo…

  • ANTI-CONSEJO 3: REMUNERE LO MINIMO POSIBLE.

Ni más y siempre menos. La organización necesita que los costos (o gastos) se controlen y mantengan dentro de presupuesto. Una jefatura competente es capaz de disminuir de manera sistemática los costos de su operación, y lógicamente, aquellos asociados a “Personal” son un blanco fácil para dicho fin. Sabemos que al ofrecer un cargo en el mercado, la cantidad de personas que se presenta, en la mayoría de los casos, es alta. gracias a ello, es necesario negociar los montos a pagar, reduciendolos a lo minimo por lo que otros estan dispuestos a trabajar. Incluso, se pueden convenir sistemas de trabajo que nos permiten ahorros significativos, como el pago a honorarios, por jornadas parciales, entre otros, aun cuando estan al borde de la ley. Por otro lado, no es necesario brindar incentivos a los trabajadores cuando estos han firmado un contrato laboral en el que se explicita un sueldo determinado, ya que se asume su compromiso por lo escrito…

  • ANTI-CONSEJO 4: NO ES NECESARIO IDOLATRAR A LAS PERSONAS

Las tendencias actuales llevan a las organizaciones a idolatrar a las personas que en ellas trabajan. Mejores condiciones de trabajo, mejor clima laboral, mejores sueldos, mejores garantías de estabilidad laboral entre otras son las acciones que el colectivo considera “ideal” y “esperable”. Sin embargo, aumentar la “inversión” en personas no necesariamente trae aparejado un mejor desempeño, o por lo menos no directamente. En otras palabras, las organizaciones que no cumplen necesariamente con todas estas condiciones de satisfacción de todas maneras son igualmente capaces de generar altos beneficios. No desperdicie recursos en estos temas. No es necesario ser parte de las “Great Place to Work”. Basta con cumplir las exigencias legales mínimas para poder funcionar.

  • ANTI-CONSEJO 5: A MAYOR CONTROL, MEJOR TRABAJO.

Las personas necesitan dirección, saber hacia donde deben enfocar sus esfuerzos, que les digan que hacer y como hacerlo. También requieren ser controlados respecto de sus avances en el trabajo y de su desempeño. Aunque se diga lo contrario, a mayor control, los resultados son siempre mejores: la retroalimentación constante y ajustada a parámetros preestablecidos no solo asegura calidad, sino que simplifica el trabajo. Las personas lo agradecen ya que la responsabilidad es una carga que no todos quieren llevar. Por otro lado, una jefatura que controla esta mejor posicionada antes sus propias jefaturas que otra que deja hacer a los demás. Es vista como más eficiente y capaz.

  • ANTI-CONSEJO 6: EVITE LOS ERRORES A TODA COSTA

Un trabajo bien hecho no tiene errores, nunca debe tenerlos. El error es una situación indeseable en los procesos. Cuando ocurre, quiere decir que los trabajadores están haciendo algo mal o no le prestaron suficiente atención, dedicación a la tarea, aun cuando hayan existido controles y retroalimentaciones… si se trabaja de forma ordenada, siguiendo instrucciones claras de forma precisa, los errores no debieran ocurrir. De todas maneras algo podemos aprender de los errores: siempre existen trabajadores poco competente desarrollando las funciones sin la dedicación y esfuerzo necesario. Por otro lado, y pensando que lo importante esta en los resultados, los errores deben pasar desapercibidos, sobretodo a los ojos de clientes e inversores.

  • ANTI-CONSEJO 7: TOME DECISIONES EN SU OFICINA, LUEGO LAS INFORMA.

La participación de las personas esta sobreestimada. Muchos de los trabajadores no son capaces de evaluar tan bien las condiciones del entorno, asociarlo con la estrategia y tomar decisiones que afecten el desarrollo general de la organización. Por lo mismo, es mejor que usted tome las decisiones de manera solitaria, independiente a la opinión de los demás. “Consultar a los demás” confunde el pensamiento, las opiniones desvían el sentido original y escuchar de manera repetida a los demás puede ser signo de su incapacidad para decidir, sobretodo asuntos importantes. sumemos a estos que en general, los trabajadores no estan en condiciones de hacer grandes aportes al trabajo que dirige una jefatura preparada. Conclusión: decida solo y luego comunique, perdon, “informe”.

  • ANTI-CONSEJO 8: BRILLE POR LOS ESFUERZOS DE LOS DEMÁS.

La información que genera un equipo debe siempre ser presentada ante las autoridades superiores por la jefatura, ya que al fin y al cabo, los exitos dependen de él. siguiendo la idea, y dado que ha existido control y seguimiento, es que el éxito de un proyecto o de una tarea en se debe únicamente a la capacidad de la jefatura y no de los aportes grupales. Por otro lado, si los proyectos fallan, claramente se debe hacer una reestructuración del personal subordinado, o aplicar las sanciones correspondientes, dado que existe una no alineación a las directrices del “líder”.

  • ANTI-CONSEJO 9: ¡VIVA EL STATUS QUO!

Los cambios generan más complicaciones que beneficios, sobretodo cuando son propuestos como una forma para desarrollar o hacer crecer las organizaciones. La adaptación al entorno se debe realizar en la medida que las jefaturas y/o líderes toman decisiones e informan a los subordinados que es lo que se debe hacer, en que tiempos, con que métodos y propósitos. La ansiedad ante los cambios se supera con dirección y control. Por lo mismo, es necesario que las jefaturas mantengan los sistemas “que sirven” el mayor tiempo posible, de la misma forma en la que fueron concebidas, sobretodo si nos referimos a la cultura organizacional, ya que cambiar y adaptarse a un software puede ser más sencillo y necesario que cambiar una arquitectura organizacional.

  • ANTI-CONSEJO 10: BENDITA BUROCRACIA

En coherencia con la importancia del control, la burocracia es imprescindible y deseable para asegurar calidad. Los formularios, registros, procedimientos y otros medios que permiten trazabilidad aumentan la confianza y seriedad de las organizaciones, por ende, mientras más, mejor. Es deber de los clientes o usuarios adaptarse a los sistemas, aprender a utilizar lo que las organizaciones proponen. Es deber de los trabajadores o funcionarios velar por su cumplimiento de modo lo más estricto posible.

Siga estos consejos y será una jefatura repudiable. Si se ve reflejado en alguno de ellos… haga una pausa, reflexione y cambie rápidamente de estrategia, quizás los problemas al interior de su unidad sean causados por alguien muy cercano a usted… si, usted mismo/a.

Psi. Kurt Goldman Zuloaga

CONSEJOS PARA FORMAR JEFATURAS REPUDIABLES

Fuente http://kurtgoldman.blogspot.com.ar/2010/08/consejos-para-formar-jefaturas.html